La web de tu negocio enamora a tus usuarios hasta convertirlos en clientes

¿Recuerdas esa vez que conociste a alguien que te gustó? Recuerdas su forma de hablar, su ropa, su peinado, el modo en que se comportó esa tarde. Estamos seguros que tu primera impresión, sobre esa persona, ayudó mucho a que pudieran conectar con un par de miradas y luego ir por un café. Quizá luego pasaste más tiempo con esa persona y las has conocido un poco mejor ¿verdad? pero ese es un lujo que una marca no siempre puede darse.

Este ejemplo es un símil de cómo funciona en el marketing de contenidos. Los visitantes del sitio web de una empresa normalmente dan un mirada pero si lo que ven les gusta, van a quedarse, por qué no para tomarse un café; luego quizá para entablar una conversación y volverse un cliente de tu negocio.

Así que nuestra recomendación es que tú y tu sitio web esté preparados cada día para encontrarse con el amor de su vida. Ese primer vistazo es el momento más importante de una relación duradera.

El 83% del aprendizaje humano ocurre a partir de estímulos visuales. Eso significa que cada imagen en tu sitio web puede enseñarle a potenciales clientes algo importante sobre tu compañía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *